Kit Olfativo Rápido (KOR)
Kit Olfativo Rápido (KOR)

Investigadores de la Pontificia Universidad Católica de Chile lanzaron un Kit Olfativo Rápido (KOR) para apoyar la detección temprana de personas sospechosas de infección por SARS-CoV-2. Esta herramienta, que puede identificar potenciales portadores asintomáticos del virus, busca ser una solución masiva para apoyar la reapertura de la economía nacional.

El proyecto surgió producto de la creciente evidencia científica que demuestra que la alteración aguda del olfato y gusto es un síntoma discriminatorio de COVID-19. El kit consiste en un test olfativo, desarrollado por la Escuela de Ingeniería y el Centro de Aromas y Sabores de DICTUC, que es aplicado con la ayuda de una plataforma web. La plataforma, que analiza los datos de las pruebas y ofrece indicaciones para quienes presenten alteraciones, fue diseñada e implementada por el Instituto Milenio de Fundamentos de los Datos.

¿Cómo funciona?

En 3 minutos, el KOR evalúa el estado olfativo de una persona a través de un test de 6 aromas. La persona recibe una banda de papel para oler cada una de las 6 fragancias incluidas en el kit. Para cada una de las fragancias, se le solicita a la persona que lo identifique entre 4 dibujos de una lámina.

La plataforma web se encarga de este proceso, gestionado por el encargado de administrar test. Al final del test, el programa entrega inmediatamente los resultados del estado olfativo de la persona, junto a recomendaciones en caso de presentar sospechas de infección.

Una de las mayores ventajas del kit, destaca Eduardo Agosín, Director del Centro de Aromas y Sabores, es su bajo costo, que equivale a $250 por test. “El Kit Olfativo Rápido nos permite identificar personas asintomáticas. Cuando llegue el momento de la reapertura puede ser una herramienta invaluable, ya que nos permite detectar inmediatamente sospechosos de infección de manera lúdica, rápida y económica”, enfatiza.

El test fue validado respecto de su alta sensibilidad y especificidad en la detección de alteración del olfato en 950 pacientes COVID positivo y negativo, determinados por PCR en 5 centros médicos de la red de Salud UC Christus.

Estrategia de prevención rápida y económica

En terreno, el Centro de Aromas y Sabores ha podido verificar la efectividad del test en una población normal de 2300 personas de empresas e instituciones del sector privado y público, los que fueron evaluados al ingreso como aduana sanitaria.  De éstas, un 85% presentó una capacidad olfativa normal; esto es, que logran identificar 5 o 6 de los aromas. Por el contrario, quienes fueron capaces de detectar 3 o menos aromas, equivalentes al 5%, son considerados altamente sospechosos de padecer la enfermedad, y fueron ser aislados de sus funciones en la empresa hasta corroborar su estado COVID-19 mediante test PCR.

Una estrategia de implementación del KOR, como tamizaje de la población para un uso posterior y selectivo del test PCR, permitiría evaluar 10 veces más individuos que lo que se realiza actualmente, reduciendo además el costo de este testeo masivo a un 60% del costo actual.

A la fecha, varias empresas ya han incluido el test KOR en sus protocolos sanitarios con el fin de prevenir el contagio del COVID-19 entre sus colaboradores. Walmart lo ha implementado en sus centros de distribución en la Región Metropolitana, mientras que Copec lo utiliza en sus cerca de 700 servicentros a lo largo del país. En las principales líneas y oficinas centrales de Metro de Santiago, sus funcionarios están siendo testeados con el test KOR dos veces por semana. Empresas proveedoras de servicio para la minería también han comenzado a integrar el test KOR en sus procesos.

Si estás interesado en implementar el test KOR en tu organización, contacta a Carolina López, Gerente de Negocios del Centro de Aroma y Sabores.

centrodeinnovacion.uc.cl

0/5 (0 Reviews)

Comentarios